Symphytum officinale

Su raíz es muy eficaz para estimular la reparación de los rejidos. Si se aplica regularmente sobre tejidos dañados, como torceduras, cardenales, lesiones deportivas y cicatrices de operaciones, estimula la regeneración y reduce el tiempo de recuperación. El ungüento o la crema de consuelda debe incluirse en cualquier botiquín.

USOS MEDICINALES

Acción

  • Antiinflamatorio
  • Astringente
  • Demulcente
  • Cura las heridas

Cardenales, torceduras y reparación de los tejidos

Aplicados los más pronto posible sobre cardenales, torceduras o fracturas menores, la crema o el ungüento de consuelda suelen reducir la inflamación y estimular una recuperación rápida y eficaz. Sigue aplicando un ungüento, la crema o una cataplasma de las hojas y la raíz hasta que el tejido esté curado. La consuelda también trata las venas varicosas, las heridas de curación lenta y las úlceras. Si la herida todavía está abierta, aplica la consuelda con cuidado a su alrededor, no sobre ella. Durante el embarazo, emplear con precaución.

Symphytum officinale

Precauciones

No ingerir la raíz. No ingerir las hojas durante el embarazo o durante más de 6 meses seguidas cada vez. No aplicar sobre heridas abiertas. Es una hierba limitada en algunos países; su ingestión no es legal en Australia.

Partes empleadas
  • Hojas
  • Raíz