Petasites hybridus

Antiguamente usada contra la peste, se emplea desde hace mucho tiempo en Europa para tratar los resfriados, así como para problemas del estómago y las vesícula biliar. Las pruebas clínicas sugieren que su extracto es eficaz para aliviar las migrañas y la fiebre del heno, y ahora se puede adquirir sin receta.

USOS MEDICINALES

Acción

  • Antialérgico
  • Antiinflamatorio
  • Antiespasmódico

Alivio de migrañas y dolores

Las pruebas clínicas demuestran que el extracto de petasita reduce la fecuencia, la duración y la intensidad de las migrañas. Es un remedio seguro que puede administrars a niños a partir de seis años, pero solo la dosis recomendada. También alivia el dolor de articulaciones y el menstrual.

Rinitis alérgica

Gracias a su destacada actividad antialérgica, la petasita puede controlar la rinitis alérgica, por ejemplo, la fiebre del heno. También alivia los síntomas molestos, como la congestión nasal, el dolor de garganta y los estornudos, sobre todo si se combinan con una dieta adecuada.

Tos, resfriados, infecciones de las vías respiratorias

Aunque no es el primer remedio para la tos y los resfriados en el que pensamos, el extracto de petasita es eficaz para acelerar la recuperación de problemas respiratorios, como la tos y la bronquitis.

Desórdenes gastrointestinales

La investigación sugiere que la petasita reduce la ulceración del intestino delgado.

Precauciones

No tomar durante el embarazo y la lactancia. Toma solo productos purificados, sin los componentes tóxicos para el hígado. En raras ocasiones puede provocar molestias gastrointestinales o somnolencia. Es una hierba limitada en algunos países; no es legal en Australia.

Partes empleadas
  • Raíz