Remedios Caseros – Preparados de hierbas

Remedios Caseros

Es fácil elaborar sencillos preparados de hierbas si se siguen unas reglas muy claras; la más importante es empezar identificando correctamente el material.

Preparación de una infusión

  1. Poner una cucharilla de material fresco o seco (hojas, flores) en una tetera. Calentar una taza de agua y añadirla en cuanto arranque a hervir.
  2. Después hay que remover, tapar y dejar reposar diez minutos. Colar la infusión y añadir miel si se quiere y tomar

Preparación de una decocción

  1. Poner un montoncito de material fresco o seco (corteza, bayas, raíz) en una cucharilla e introducirla en una cacerola que no sea de aluminio. Añadir 1,5 taza de agua y hervir a fuego lento unos 20 minutos.
  2. Retirar del fuego y escurrirlo con cuidado en una taza u otro recipiente. Añadir miel si se quiere y beber. Se pueden preparar mayores cantidades; por ejemplo, 25g de material en 500 ml de agua.

Preparación de una tintura

  1. Una tintura normal se hace con: 1 parte de material seco y 3 partes de una solución de alcohol. Colocar el material troceado (raíz, hojas, flores o frutas) en un frasco limpio, preferiblemente de cristal esterilizado, o en una cazuela, y mezclar con la cantidad requerida de alcohol. Por cada 100 g de material seco, añadir 300 ml de una solución de alohol. Remover bien, comprobar que el material está totalmente cubierto, colocar la tapa y etiquetar.
  2. Remover o agitar el frasco durante unos cuantos minutos cada día, durante 10 días. Colarlo y veterlo en una botella de cristal esterilizado, tapar y etiquetar.

Nota: Solución de Alcohol

Para las tintuaras, usa vodka biológico u otro alcohol de buena calidad y de fuerza similar. El material fresco necesita una solución de alcohol al 40%. El seco se puede hacer con un alcohol menos fuerte, normalmente del 25%. Por debajo del 20% las tinturas pueden descomponerse.

ALMACENAR El MATERIAL EN CASA

El material seco se conserva mejor en tarros de cristal, que deben estar limpios y secos, y preferiblemente esterilizados. Llenar el tarro casi hasta arriba y cerrar bien la tapa.

Para guadarlo durante poco tiempo (unos cuantos meses), se puede conservar en bolsas de papel limpias, dobladas y cerradas con una goma. Etiqueta el tarro o la bolsa incluyendo la siguiente información:

  • Nombre y parta de la planta.
  • Fecha de cosecha.
  • Conservado en un lugar fresco, seco y oscuro, alejado del calor y la luz del sol. Mantenerlo fuera del alcance de los niños y los animales.
  • Las hierbas secas se deben utilizar durante 12 meses posteriores a su cosecha. Las tinturas son eficaces durante 3 años o más. Para las cápsulas y pastillas debe indicarse la fecha de caducidad en el envase.
  • No se debe utilizar el material seco que cambia de color, debido a la humedad o a una infección de hongos, o que tiene ácaros (una plaga de insectos). Colócalo en el compost del jardín o en una bolsa de plástico cerrada y tíralo a la basura.